Sequías en Puerto Rico

Las sequías más prominentes de Puerto Rico en el siglo XX fueron en: 1923, 1930, 1947, 1957, 1964-67, 1973-76 y 1994-1997. El promedio menor de lluvias anuales ocurrió en 1967 con 43.2", seguido de 1994 con 45.0" y en 1976 con 46.8" (datos del Dr. José A. Colón-Climatología de P.R.). El año con más lluvia en récord, según el promedio anual para Puerto Rico, fue en 1903 con 94".

La sequía más severa que ha ocurrido en Puerto Rico fue la de 1964-1967. La lluvia bajó aproximadamente en un 30% del promedio anual. Durante este periodo el Embalse Carraízo no alcanzó llenarse a capacidad por más de un año, a pesar de haberse reducido sustancialmente la tasa de extracción. Como resultado de esta situación, se inició un proyecto de lluvia artificial en la cuenca de la represa de Carraízo, debido a que ésta es una fuente principal de agua en el área metropolitana. Este tipo de proyecto fue muy usado entre las décadas de los 1950-1970 en Estados Unidos y Puerto Rico, pero dado que los resultados de este proyecto de lluvia artificial eran dudosos y excesivamente costosos, se descontinuó la modificación del tiempo, aceptando que la madre Naturaleza es suprema. Los científicos en ese momento reclamaron un aumento de 15% en la lluvia en el área de la operación de la represa (datos del Dr. José A. Colón-Climatología de P.R.). La sequía de este periodo finalizó entre el verano y otoño de 1968 de forma natural cuando la lluvia alcanzó su nivel normal.

El efecto que producen las sequías en la actividad económica de Puerto Rico es variable y complejo. La sequía del 1994 causó pérdidas a la economía de la Isla de aproximadamente $300 millones, de los cuales $165 millones fueron en la agricultura

También experimentaron pérdidas sustanciales la manufactura, la construcción y la minería, la transportación, el comercio, las finanzas y los seguros, los servicios y el gobierno (datos de recursosdeagua.com).

Los eventos extremos, como son las sequías y las inundaciones, no ocurren uniformemente a través de toda la isla. La sequía de los años 1964-67, por ejemplo, afectó principalmente la parte este, sin tener efecto significativo en la zona oeste. En contraste, la sequía de 1994-95
afectó un área mayor, aunque partes de la isla no experimentaron una sequía intensa aún con este evento.

La zona sur generalmente es la más vulnerable porque climatológicamente es la de menor acumulación de lluvias. De hecho, esta es la zona donde mas rápido se reconoce una sequía por su impacto en la agricultura y los ganaderos de la región. El efecto que producen las sequías en la actividad social y económica de Puerto Rico es variable y complejo. En el plano social, en casos extremos de sequías, se ha tenido que racionar el agua. Esto significa que una comunidad tendrá servicio de agua durante un tiempo en específico del día, por ejemplo, 4 horas. El resto del día no tendrá servicio, pero sí lo tendrá otra comunidad. Esto se hace para que no se agote el suministro de agua disponible.

Deja tu comentario